Rediseño de espacios educativos al integrar la tecnología

Preguntamos su opinión a dos de nuestros expertos en InnovaEspacios, Marcos Garasa, Director Pedagógico del proyecto y Curro Ortega, Director General de Singladura, empresa dedicada al mobiliario escolar desde hace más de 20 años.


¿Marcos, qué papel tiene la tecnología en la mejora del proceso de aprendizaje?

La tecnología debe ser transparente y funcionar como un mero facilitador de las tareas de aprendizaje, y ha sido la llegada de tecnologías móviles y la evolución del software en los últimos 5 ó 6 años lo que ha permitido llegar a un público docente más amplio, dado que se han diseñado  herramientas mucho más sencillas y polivalentes.

La tecnología sólo tiene sentido en el aula cuándo está justificada por el uso de la pedagogía,es decir cuando la aplicación de la  tecnología dentro de un modelo de transición como el de Rubén Puentedura SAMR  transforma o mejora el proceso de aprendizaje de los alumnos o el de enseñanza de los docentes.

samr
¿Qué limitaciones encuentra un docente hoy en día al integrar la tecnología en el aula?

La integración de la tecnología en el aula hoy en día encuentra fundamentalmente 2 barreras:

Una barrera económica para adecuar las infraestructuras al proyecto.

  • Puntos de acceso
  • Conexión fibra
  • MDM (Media device manager)
  • Dispositivos
  • Capacitación docente

Una barrera de competencia digital docente bien recogida en el marco común de competencia digital docente (MCCDD).

  • Información
  • Comunicación
  • Creación de contenidos
  • Seguridad
  • Resolución de problemas

¿Cómo crees que influye el diseño del espacio en dicha integración?

La integración de la tecnología actual no demanda un espacio concreto, es más importante pensar qué queremos conseguir utilizando esa tecnología. Como ya he dicho, la tecnología es una herramienta más que facilita el proceso de aprendizaje y el espacio debe convertirse también en otro gran facilitador.

1941c83a1aa7945b1e624749b92b1d58Si bien es cierto que la metodología de enseñanza determina el diseño del espacio educativo, en el caso de la tecnología podemos utilizar los mismos dispositivos en diferentes espacios y ambientes, siempre y cuando ésta nos permita cumplir diversos objetivos pedagógicos.

No obstante, el espacio debe diseñarse atendiendo a la funcionalidad además de a la comodidad, y hay factores del entorno que deben tenerse en cuenta cuando integramos tecnología, como el mobiliario o la luz. Si hablamos de dispositivos móviles necesitaremos utilizar algún tipo de mobiliario que me permita mover todos los dispositivos de un espacio a otro de forma sencilla, como puede ser un carrito con ruedas; puesto que vamos a estar trabajando sobre pantallas táctiles o teclados, será necesario crear puestos de trabajo en el que la silla y la mesa sean ajustables a la altura para evitar problemas lumbares. La luz juega un papel fundamental en el ambiente, por ejemplo, si vamos a exponer los ojos a pantallas de dispositivos, ayudará emplear luz natural y las áreas de trabajo en la que se utilicen los dispositivos no deberán recibir luz frontalmente en la pantalla para evitar brillos.

¿Curro, qué limitaciones encuentra un centro educativo que utiliza mobiliario escolar tradicional al integrar la tecnología en las aulas?

La tecnología implica un cambio en la metodología dentro del aula y esta es la que agradece un rediseño del mobiliario que fomente el trabajo colaborativo y la movilidad y flexibilidad dentro del aula para crear diferentes escenarios.

singladura_colectividades

¿Es posible dicha integración manteniendo mobiliario tradicional?

Mantener el mobiliario tradicional hará que no aprovechemos todas las ventajas que la tecnología y las nuevas metodologías nos aportan dentro del aula, un mobiliario tradicional no esta pensado para su movilidad dentro del aula, siendo un mobiliario pesado y ruidoso, no hemos de olvidarnos que todo es un conjunto.

¿Qué tipo de infraestructuras y mobiliario requiere el uso de tecnología en educación?

El hecho de las nuevas tecnologías nos obliga a adaptar nuestras aulas, necesitamos un armario o taquilla donde podamos guardar y en algunos casos también cargar nuestros dispositivos.

El perímetro del aula deber ser un lugar donde tener el material de trabajo común  y el de cada alumno, generando también zonas de trabajo y de asiento, el mobiliario tiene que dejar de ser personal, no es necesario asociar un pupitre en concreto a un niño en concreto, por eso el material debe estar en los casilleros del aula y no en las mesas, de esta forma también se favorece la movilidad dentro del aula.

13076640_794733203961978_2663872571414817111_n

El mobiliario para favorecer esa movilidad es necesario que lleve ruedas y a ser posible que la silla también las lleve y/o sea giratoria.

innovaespacios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.